Ryan Voio noesfm I

Ryan Voio: entre jizz jazz, dream pop y más experimentos

El sosiego se respira a través de las atmósferas que el músico venezolano construye en su segundo EP: “Nancy”


No es de esos músicos muy visibles. Es de los que prefiere el bajo perfil y salir cuando tenga algo que decir. Su mayor polémica fue en 2015, cuando se inscribió para participar en el evento de rock venezolano más longevo del país para luego no presentarse. Acto seguido, el artista publicó en Youtube: “Tutorial: ¿Cómo quedar en el Festival Nuevas Bandas (FNB)?”.

Si fue un experimento, una protesta, una burla u otra intención, eso quedó al juicio de otros. Se trata de Johann Sánchez, productor, músico dedicado a explorar la electrónica, vlogger y melómano. Además, tiene una fascinante faceta, la de crear diferentes proyectos individuales y lograr confundir. Y, para terminar de completar su campo polémico, tiene un canal en Youtube (“Venezuela: Bandas que Sí surgieron + Sifrirock”) con varios videos donde comenta sobre grupos venezolanos, criticándolos o reconociéndoles méritos, en fin, basta con verlos.

Ryan Voio es uno de sus alter egos y con él acaba de mostrar su segundo EP: “Nancy”, cuya portada, a cargo de Aaron Gómez y Ana Luisa, ya nos dibuja esa Nueva York difusa, casi irreal.

Cuatro temas bañados en jizz jazz, dream pop, ambient, psicodelia y synthwave, por nombrar algunas tendencias, se asoman en esta obra donde navega cierta influencia de Mac DeMarco. Desde el concepto del disco, los invitados, todo merece ser resaltado, y quién mejor que su creador para hablar de esta agradable sorpresa.

Eres de Los Teques y vives en Nueva York.

Soy de Los Teques efectivamente, me crié y pasé casi toda mi vida allá. Desde el 22 de septiembre del año 2016 vivo en Nueva York.

¿Cuándo te mudaste y por qué?

Me mudé en primera instancia a Winter Park, Florida, para estudiar Ingeniería de Audio. Eso fue el 1 de enero de 2015. Me gradué en agosto de 2016. Lo que me motivó a salir del país, aparte de la difícil situación socioeconómica, fue y siempre ha sido la música. Me motiva demasiado todo lo que es la ingeniería de audio combinada con la creación musical, en especial, los procesos de composición, grabación y mezcla son mis etapas favoritas. Empiezas con un acorde y no sabes qué va a pasar de ahí en adelante, todo es un azar y una lucha entre creación y destrucción. Creas algo que después no te gusta, lo odias, lo destruyes, lo arreglas, lo empiezas de nuevo, lo desechas, lo rescatas; es un proceso de purificación donde todo tipo de energías se encuentran. Eso fue lo que me impulsó a buscar otras fronteras, buscar el conocimiento musical.



¿”Nancy” es tu segundo EP como Ryan Voio?

Sí, mi primer EP se llama “Avila’s High” y lo solté hace como un año en Soundcloud y YouTube. Luego de empezar a estudiar, mi problema ha sido que me volví muy autocrítico y no quiero soltar nada ahora hasta que sienta que tiene cierto nivel de calidad que yo mismo apruebe. Entonces “Avila’s High” nació de un desahogo. Me siento totalmente inútil cuando pasa el tiempo y no hago lanzamientos o no compongo algo nuevo. Siento que pierdo tiempo si no estoy haciendo discos, pero al mismo tiempo me cuesta tanto satisfacerme con algo como para publicarlo, por eso vivo en un constante dilema. Cuando estrené “Avila’s High” me di un respiro. Hice todo en muy corto tiempo: composición, grabación, mezcla y master. Para aquel entonces, estaba a mitad de carrera, pero sentía la necesidad de estrenar algo.

Precisamente iba a preguntarte sobre la forma como te manejas en el medio musical. No eres de esos músicos que saca un sencillo o EP a cada rato. Y te has mantenido al margen. ¿Piensas seguir este camino? Producir cuando tengas algo que creas que valga la pena mostrar, sin mucha bulla.

¡Exactamente! De ahora en adelante solamente pienso lanzar material cuando yo sienta que tiene la calidad suficiente como para ser lanzado. Es lo contrario de Alejandro Hiss. Con este personaje no me enfrasco en la calidad. En realidad, no tomo los mismos detalles ni siquiera. Sale y ya. En Ryan Voio sí quiero dar cosas que suenen más nítido y con calidad de audio. Tengo un disco de Ryan Voio de diez temas que se terminó de componer hace como un año (incluye la versión oficial de “Peter Pan”), y para ser honesto ya anda moviéndose. Las baterías y bajos las grabó el maestro Rafael Ferreira en San Antonio de los Altos. Ahora queda de mi parte terminar de producir y grabar. Luego vendría mezcla y master. Será un proceso largo, pero valdrá la pena al final.

¿Cuántos trabajos tienes con este nombre artístico?

Como Ryan Voio tengo estos dos EP, un par de singles y colaboraciones por ahí. En el compilado de synthwave y música electrónica experimental que lanzó Amigos de la Casa (“Psycho-trópicos Vol. 1”), tengo el tema de synthwave “Love Conquers All”; también el de electrónica experimental “Glitch”  y un remix del tema “Fila” del proyecto de Coro, Holy Hands. The Skull School lanzó también un single donde participé con un remix, se llama “Tv Show”, este es un proyecto de Barcelona. Hay otra especie de remix o mejor dicho versión que le hice a Tlx, de Maracaibo, con su canción “Calle Vieja”. Como rareza tengo por ahí un tema que se llama “Araya” y fue lo primero que llegué a trabajar con Amigos de la Casa. Lo hice en honor a la película venezolana “Araya”  de Margot Benacerraf. ¡Ah y claro! está el demo de “Peter Pan”, que fue con lo que me estrené como Ryan Voio en el Festival Nuevas Bandas de 2015.

¿Cuál es el concepto de este nuevo trabajo, “Nancy”?

El concepto lo considero como mi presente por así decirlo. Lo que estoy viviendo ahora. Esto abarca muchas cosas. La nostalgia, la soledad, la felicidad, el amor, la tristeza, pero más que todo la incertidumbre. Vivir en otro país sin realmente conocer algo o tener algo familiar cerca. No hablo solamente de gente, bien sea familia o amigos, sino también de lugares, costumbres y tantas cosas a las que uno les agarra cariño, sin darse cuenta, en su país. Es difícil acoplarse a otras culturas y especialmente para una persona tan dejada como yo. Me cuesta hacer amigos porque soy descuidado con todo, con mi familia, amigos, relaciones, trabajo, estudios, hasta conmigo mismo. Y bueno Nueva York es una ciudad que parece tener vida propia. Es como si en las madrugadas de insomnio pudieras sentir que te habla. Este lugar me comenzó a dar vibras e intenté en lo posible plasmar eso en el EP. Plasmar que es una ciudad que está saturada de millones de personas de todas partes del mundo, pero que aun así te hace sentir solitario.

¿Amigos de la Casa produjo el disco? ¿Cómo te contactaron?

Amigos de la Casa produjo el disco efectivamente. Me dieron todo el dinero para pagar las grabaciones de estudios, a los músicos y, lo más importante, para pagar el master que lo hizo Dan Millice en Nueva York. Dan es un reconocido ingeniero de Master que ha colaborado con artistas superconocidos (50 Cent, Kanye West, etcétera). La razón de que yo lo contactara fue que Dan hizo el master del disco “Manual”, de la banda de rock psicodélico Boogarins, de Brasil. Ese disco me marcó demasiado y me ayudó mucho a pasar el año 2016, un año bien difícil para todos. También fue el disco que le dio su primera nominación a los Latin Grammy a Dan Millice. Amigos de la Casa me contactó desde el principio, ya que en realidad yo soy el fundador de Amigos de la Casa (junto a Sir Di Alex, Paisaje Local y Holy Hands).



Portada EP Nancy

Portada Nancy (EP)

Háblame de los músicos que allí participan. Hay nombres importantes.

Sí. En este EP trabajé con una gran cantidad de músicos increíbles. Empezando por la leyenda venezolana Leo Quintero. Leo es un guitarrista, productor y también profesor que ha trabajado tanto solista como con diferentes artistas de diferentes épocas. Ha sido nominado y también ha participado en proyectos ganadores del Grammy. Fue un honor trabajar con él, especialmente porque uno de mis discos de rock venezolano favorito es de Frank Quintero y los Balzehaguaos. El álbum se llama “Travesía” y pueden escucharlo en YouTube. Leo Quintero grabó allí las guitarras y también fue parte de la producción. Es un disco con demasiadas vibras y genialidad musical. En general, pienso que ese proyecto ha sido de los mejores dentro del rock en Venezuela y me parece increíble lo poco conocido que es entre los llamados rockeros venezolanos. En fin, debido a eso decidí intentar contactarlo y al final le gustó mucho mi proyecto. Así que arrancamos. Leo compuso y grabó las guitarras de “Old City” en su estudio en Miami. Todo le tomó dos días, es un genio de verdad.

El baterista es uno de los otros protagonistas. Su nombre es Luis G. Altuve y es bien conocido en Los Teques entre los músicos locales. Ha participado en muchísimas bandas, inclusive fue el baterista de reemplazo que tocó con La Última Thule en el Festival Nuevas Bandas de 2013, en el cual por cierto clasificaron. Conocí a Luis en el liceo (U.E. Victegui) y siempre andaba con las baquetas en la mano. Se la pasaba tocando encima de los cuadernos. Recuerdo que nunca había tocado una batería en su vida y en su primera audición fui con él y lo seleccionaron. Luis participó en la banda Krupaz en la que tocaba con su hermano mayor, que también es un carajo que idolatro como músico. También tocó en Cuatro Leguas durante mucho tiempo. Luis y yo tocamos juntos en par de bandas en el pasado, en nuestra amada Azzata Clips y en Los Delorean. Ambos grupos siguen activos. Luis sólo se ha mantenido con Azzata por el momento. Yo lo considero un baterista de sesión.

Los bajistas fueron Paul Manzo y Carlos Martínez, ambos de Los Teques. A Carlos lo conocí por el mismo Luis, ya que Carlos era bajista de Cuatro Leguas. De Carlos vi par de ensayos de la banda y presentaciones en vivo. Me di cuenta de que sabía manejar muy bien su instrumento y que tiene mente de productor. Actualmente también trabaja como bajista de sesión, productor y es un ingeniero que viene de la excelente academia Audioplace.

Paul Manzo es la mente maestra detrás del bajo de “Old City”. Paul es uno de los rockeros de vieja escuela, ha pasado por todo tipo de bandas y ha tocado en infinidades de lugares y tarimas. A Paul lo conocí porque comenzamos a tocar juntos en Los Delorean. Luego me enteré de que éramos vecinos, y bueno, comenzó el enamoramiento. Lo que siempre admiro de él son sus ganas y la energía para hacer las cosas. Es una persona superpuntual y buena vibra. Como músico es una mente maestra. Actualmente anda como bajista en Los Delorean y en otros proyectos locales. Tanto Carlos como Paul han podido tomarse no más de un día en componer esas líneas de bajo tan increíbles.

Ryan Voio noesfm I

Ryan Voio grabando en Los Teques (Jimpirrockers Estudio)

¿En qué se diferencia este EP de trabajos anteriores?

En la madurez musical y espiritual supongo. Es decir, por fin me gradué como ingeniero de audio. Me encargué de la producción musical, composición, gran parte de la grabación y la mezcla. Me decidí tomar todo esto más en serio y mucho de eso se lo debo a la formación que tuve. Antes cuando desconocía más de la ingeniería de audio, yo era de los que se dejaba bañar netamente del espíritu DIY más piedrero posible. No me importaban mucho los detalles y era menos crítico conmigo mismo. Luego de haber tenido una formación, me he creado una visión de la ingeniería de audio que no poseía. Ahora respeto mucho este arte y quiero intentar mantener mi espíritu DIY porque esa estética es lo que siempre me ha motivado y traído hasta acá. Pero ahora, le pongo todo el profesionalismo posible. Aunque sea grabado en casa, trabajo todos los mínimos detalles.

¿Por qué se llama “Nancy”? ¿Está dedicado a alguien en especial?

Nancy podría bien ser otro anagrama más. Nancy = NYC, NA. New York City, North America. O bien podría ser el apodo que un amigo le puso a una persona que me agrada más de la cuenta, ya que mi amigo era malo con los nombres y no lograba recordar el nombre de ella. Al final, el mismo amigo me dijo: “¿Por qué no le pones Nancy al EP? “, él sabía que era para ella.

Es un EP que llama a la calma y uno de los mejores temas, además de “Old City”, es “Nancy”, ¿qué te inspiró a escribirlo, a componerlo?

Bueno acababa de llegar a Nueva York. Llegué a esta ciudad con $200 en el bolsillo, mi computadora, mi guitarra y mi teclado. En el primer día ya me había gastado los $200 y debía otros $200. Nueva York es una ciudad difícil, pero aquí ando, llevándola. Quise plasmar musicalmente las ondas de Nueva York en las ondas de audio. También quise demostrarme a mí mismo que podía hacer algo de calidad por mi cuenta, sin depender de nada ni nadie. Pero, sobre todas las cosas, quise darle algo a Nancy que pudiera conmoverla de verdad. Soy malo para dar regalos creo, pero la música es lo único que se me da relativamente mejor que, por ejemplo, dibujar muñequito de palitos. Ya en el pasado le regalaba a Nancy mixtapes de bandas que pensé que le podrían gustar, esta vez le quise dar algo más original.

¿Trabajas los ambientes sonoros por computadora?

Sí, mucho de lo que usé para fondos fueron sintetizadores en realidad, con mi Microkorg grabé en tiempo real las modulaciones para “Melody”. En este tema también hay una frase justo en el intro, que es de Melody Prochet, mejor conocida como Melody’s Echo Chamber, y dice “I just like emotional music. I really think my music is about emotions and… Melody”.  En “Valses”, en el segundo 0:00 justo antes de empezar el teclado, hay un sonido distante de beep, que hace la máquina del metro al entrar. Luego hay voces de gente hablando en un restaurant y sonidos de la estación de metro, que tengo en unas colecciones de soundscapes y sonidos. Pero los edité usando un LPF (Low Pass Filter) y un phaser de manera que no se distinguen en realidad los sonidos, sino que suena más bien como frecuencias bajas comprimidas. En “Nancy” hay ruido de fondo. Me gusta mucho jugar con el ruido blanco, ruido rosado y pasarlos por EQ (ecualizadores) y luego automatizar los EQ para crear diferentes ambientes sutiles. No dispongo de equipos análogos de grabación, pero siempre he sido amante del hiss que dichos equipos pueden crear por su naturaleza. Trato de emular lo más que puedo.

Todo este EP está producido de forma digital.

Sí, la grabación fue digital, la mezcla fue 100% digital. Trabajé con el bundle de plugins de Waves, SoundToys y los nativos de Logic X. Usé Pro Tools 12 para edición y Logic X para mezcla y producción. De momento, siento que con esto puedo moverme superbien. Conozco el terreno.

¿Has pensado trabajar algún disco todo de forma analógica? y ¿Por qué?

¡Claro!, es mi sueño. La pregunta real sería ¿Por qué no? Y la respuesta a eso sería porque no dispongo del dinero. Trabajar de manera análoga es mucho más costoso. En la universidad tuve la oportunidad de trabajar en estudios de mezcla y sesiones donde teníamos a la mano muchos equipos análogos, aprendí a usar varios y, por supuesto, me enamoré de ellos. Son lo máximo, me encantan. Espero algún día poder grabar en un estudio con full equipos análogos.

Veo que grabaste el disco entre Caracas, San Antonio, NY y otras ciudades.

Sí, hoy día le agradezco infinitamente a Internet. Ya que no fue necesario moverme de donde vivo para realizar este EP. Grabé las voces, guitarras y sintetizadores en mi cuarto en el Bronx. Las baterías las grabó Ricardo Martínez en Remoto Estudio en Caracas. Los bajos fueron grabados por Rafael Ferreira, quien grabó a Paul Manzo en San Antonio de los Altos y Carlos se grabó a sí mismo en su homestudio en Los Teques. Leo Quintero grabó las guitarras en Miami. Yo pienso que para hacer esto se necesita un voto de confianza inmenso, ya que como productor de tu propio EP quieres ser parte de todos los procesos y literalmente estar ahí. Pero con un trabuco de músicos tan místicos como ellos, no fue necesario esto. Confío totalmente en todos ellos.

¿Sigues trabajando con tu proyecto Alejandro Hiss? ¿Qué otros alter egos tienes en el mundo musical?

No, Alejandro Hiss anda en receso por ahora. Esto me parece triste porque tengo un disco de unos nueve temas ya listo desde hace como un año y medio, pero nunca lo he podido terminar de producir/mezclar. Por eso digo que soy dejado. De momento no creo que lo haga, ando muy full con otros proyectos. Jowannabe es mi seudónimo como YouTuber, pero tengo el canal abandonado también. He estado muy ocupado con Amigos de la Casa y con una página que quiero lanzar pronto.



¿Estás trabajando con algún músico o productor de EEUU?

No, de momento no. Había tenido conversaciones con Daniel Pasquel que está residenciado acá, pero es originalmente de Ecuador. Daniel fue productor de Los Alkaloides y de su proyecto Marley Muerto. Me dijo para hacer algo juntos, pero nunca finiquitamos nada. He contactado a un par de productores grandes de la industria de acá. He obtenido respuestas de tres y de una sola disquera hasta ahora, pero no he querido concretar nada por los momentos. Uno de los que contacté fue gracias a Brooks Nielsen, vocalista de la banda The Growlers. Él me dio el contacto de un productor de California. Para mi suerte he logrado conocer a varios de los grandes artistas que me encantan como a Los Growlers, a los de Homeshake, a los de Mild High Club, a Jay Watson de Pond/Tame Impala, a la gente de Post Animal que, por cierto, esta semana los veo otra vez y les voy a llevar mi EP, a Crumb y a los de Fidlar. ¡Ah! y también hace poco tuve el placer de conocer a los panas de la banda venezolana Zeta en su gira por Estados Unidos, tocaron brutal acá en Nueva York.

¿Qué más nos traes para este año?

Bueno, de momento, como Ryan Voio no creo que tenga más lanzamientos este año, pero no puedo confirmar eso. Ando enfrascado más como ingeniero trabajando en Amigos de la Casa, estoy mezclando parte del EP de Sir Di Alex, “Hijos de los Cielos”, que será masterizado por Max Martínez. Y también ando mezclando un disco bien cabilla que se trae el proyecto Holy Hands, éste lo estará masterizando Miguel Pardellas. Pero como dije, ya tengo un disco con diez temas y también, aparte de eso, unas seis maquetas de otros temas por ahí. El problema es que no cuento con el dinero para producirlos como quiero, así que tengo que ir poco a poco. El EP de “Nancy” me tomó unos seis meses y no era por la falta de creatividad, estaba hecho desde diciembre, sino por la falta de dinero.

¿Musicalmente quién es Ryan Voio?

Ryan Voio es sólo un nombre. Al igual que Johann Sánchez y al igual que Alejandro Hiss. Lo que importa es la música, lo que importa es la energía que se transmite. Lo que más me importa es tocar el alma de las personas que le den play a mi música por cursi que suene. ¿Musicalmente quién es Ryan Voio? El carajo que trolleó al Nuevas Bandas. La gente me conoce más por eso que por la música que hago y es que eso es lo que vende, un chisme, una polémica, una vaina. Supongo que empecé bien ¿No?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *